Skip to main content

Del 17 de Septiembre al 19 de Noviembre

Exposición de acuarelas ZURBARÁN WAS HERE de Nono García

Sala de Exposiciones del estudio Arquitectura de Barrio

(C/Julián Calvo, 6, Murcia)

Horario de Lunes a Viernes 10-13:30h/17-19h

 

Pepe Hd. Rubio 

En estos días de pseudotoño murciano podemos asistir a la sugestiva exposición que Nono García tiene en Arquitectura de Barrio, una galería donde se agradece la sobriedad blanca y amplia de su espacio, a la vez estudio de los arquitectos Coral Marín y Enrique de Andrés. Presenciamos un estimable maridaje entre esa suerte de loft neoyorquino expositivo y los cuadros del pintor muleño. Pero pocas nociones se pueden aportar ya sobre este evento, que no hayan sido ya esbozadas por Pedro López Morales en el catálogo. Porque sus certeras palabras nos alumbran acerca de lo que podemos contemplar, grata y admirablemente. Así, el comisario nos habla de que “Nono otorga un leve y grácil tenebrismo/iluminismo a los objetos que convierte en naturalezas vivas”; o que “el fondo brumoso y texturizado es el eje de las nuevas escenas que pinta el artista muleño”. Y en efecto, más allá de los homenajes a la obra de nuestros grandiosos pintores del Siglo de Oro, Zurbarán, Velázquez o Sánchez Cotán, donde el protagonismo bipartito de luz y oscuridad resulta insoslayable, importa sobremanera la propia sutileza y el cariño que Nono imprime desde su paleta, desde su soledad creativa.

 

Al plasmar todo un rico abanico de sombras, degradaciones y zonas claras, se nos ofrece un juego de serenidad contenida en cada motivo, como si quisiera captar la eternidad intrínseca que cada bodegón insinúa. El pintor domina con exquisitez los leves efectos que refulgen de los objetos, junto al equilibrio clásico de sus composiciones. Pero, a la vez, le interesa la importancia del tiempo, constante en su trabajo como él mismo comenta. Al respecto, rinde respeto hacia aquellos cacharros domésticos entrañables que generaciones anteriores utilizaron, injustamente olvidados en la quietud de unas estancias sin visitar, sin revivir. ¿Misterio? Sí, un misterio que nos habla de la realidad etnográfica de un sureste que Nono ha recuperado con sus acuarelas. ¿Belleza?, según apunta López Morales, hay belleza emparentada con la sencillez de lo pequeño, de lo sublime, recordando a Kant. Palabras mayores. Por su parte, el historiador de Arte G. Carlo Argán decía: “En la poética de lo sublime se exalta a la expresión emocional de la existencia”. Algo de eso se intuye en “Zurbarán was here”, título del evento. Nono García ha mimado sus cuadros para deleite de quien contempla.

José Hernandez Rubio

Author José Hernandez Rubio

More posts by José Hernandez Rubio

Leave a Reply